martes, 4 de mayo de 2010

MARNI "Consuelo Castiglioni"




En poco más de una década, la marca Marni de Consuelo Castiglioni se ha convertido en sinónimo de diseño italiano innovador y ha conquistado el mundo de la moda con una visión muy amplia de la feminidad aclamada por muchas de las mismas.

Comenzó como un pasatiempo y se transformo en un negocio que han producido algunos de los objetos más codiciados de los últimos años: zuecos de piel de poni, corpiños, bolsos adornados con apliques, su chaqueta corta…. Este look ha ayudado a definir la noción actual de, lo bonito.

Marni se lanzo en 1994 con una colección experimental producida con el apoyo de Ciwifurs (proveedor de Prada y Moschino). Castiglioni trataba la piel como si fuera un tejido, elimino el forro y, con ello, el volumen del típico abrigo de mujer. En cada colección incorporaba nuevos tejidos, mesclando la piel con cuero y ante de corte perfecto. El 1999 Marni ya se había convertido en una línea reconocida desvinculada de sus orígenes peleteros. La riqueza artesanal del estilo de Marni deriva de una discordancia estudiada de estampados, cortes y texturas.

La “chica Marni” lleva encima prácticamente una mercería entera de tejidos lujosos y gastados colocados en capas superpuestas sobre el cuerpo y ceñidos a la cintura con un cinturón decorativo. El estampado Marni que va desde motivos florales descoloridos y cutí para colchones hasta el estilo retro de los cincuenta o xilografías se ha convertido en un aspecto importante pero que puede desviar la atención del elegante acabado de alta costura que contribuye al look caprichoso.

Desde 2000 Marni ha entrado en una fase de expansión abierta en todo el mundo y cuenta con diez boutiques e introduce la moda masculina desde el año 2001. Marni a día de hoy ha demostrado ser toda una referencia en el diseño italiano de vanguardia y ha conseguido con la creatividad de sus colecciones situarse en la cabeza del panorama actual de la moda.