lunes, 20 de abril de 2009

Revidox

De la cosmética a la biogenética.

El CSIC ha desarrollado un nuevo fármaco, sin fines terapéuticos sino preventivos, cuyo principio activo es el resveratrol obtenido a base de la uva. Este principio activo estimula la acción de las sirtuinas, proteínas íntimamente relacionadas con la supervivencia celular. Según el CSIC “la prolongación de la vida celular repercute no sólo en el rejuvenecimiento de la piel, sino en la regeneración de todos los órganos, incluyendo el cerebro, el hígado, el sistema cardiovascular o el aparato digestivo”.

Será éste el codiciado elixir de la eterna juventud y el final de la industria cosmética, el tiempo lo dirá. Si bien, muchos que ya no imaginaban su mundo sin Botox abren sus ojos atónitos ante el mundo de la biotecnología y de sus polémicas células madre.